12 mayo 2010

Humor Salmón 32

¿Cómo quedarnos quietos mientras muchos curas deciden que tocar niños es parte de su profesión? Castración ya, y de paso, tatuarles una caca con alas en la frente para que todo el mundo pueda diferenciarlos y escupirles.

6 comentarios:

  1. Mmmm magreeta...
    Esta viñeta no se la puedo enseñar a mi amigo católico, dejaría de hablarme para siempre. Las verdades duelen. Julio, bravo.

    ResponderEliminar
  2. Mola más violar a un niño que matarlo, se disfruta más, y lo puedes hacer veces, hasta que crezca y lo cambias por otro.
    De hecho mi teoría es que están tan interesados en que no haya aborto para tener más niños a los que poder violar.

    ResponderEliminar
  3. Me pareció genial la viñeta.
    Saludos desde CR.

    ResponderEliminar
  4. Tan triste como cierto. Y luego se quejarán de que cada vez hay menos católicos...

    ResponderEliminar
  5. Cada día aciertas más, pedazo cabroncete.

    ResponderEliminar
  6. Directo a los güevos, si señó !! :D

    ResponderEliminar